Déjame que te presente una problemática con la que me he encontrado en varias ocasiones durante los meses que duran los preparativos para abrir tu centro de estética. Tú ya has elegido el local perfecto, los colores apropiados e incluso sabes cuál va a ser el aroma que tus clientes percibirán cuando entren, además puede que tu familia y amigos hayan propagado ya a los 7 mares que vas a abrir un gabinete de belleza y que se llama X.…